Inside (XBO)

XBO, NSW, PC, PS4

Imagen de Inside (XBO)

Juegos de una tarde: Inside y el verdadero horror

Actualidad

Inside: el horror

El terror no sólo se figura en el susto tras la esquina, lo paranormal, el zombi que persigue al grupo de protagonistas o el asesino que acecha los sueños; el horror o el terror puede emanar de la atmósfera opresiva y eso lo sabe muy bien Playdead. Los creadores de Limbo saltaron a la fama con su juego de sombras. Un niño envuelto en una pesadilla en la que moría de la manera más cruel y tajante, algo que no puede más que causar horror en el que juega. Su segunda obra, Inside, aunque aplica color al desarrollo no abandona lo angosto, para enfrentarnos a una nueva pesadilla. Ahora distópica.

Inside representa uno de los juegos más brillantes que se pueden jugar en una tarde. Con un esquema similar al de Limbo, Playdead apuesta de nuevo por una aventura a medio camino entre el puzle y las plataformas en desarrollo lateral. De nuevo, como en Limbo, Inside tiene la ambición de ir un paso más allá de ser simplemente un juego bonito. Justo aquí uno debe comenzar a aterrorizarse.

inside_3.jpg Captura de pantalla

Inside somete al que juega a la angustia de una fuga. A través del lo que sucede al fondo de nuestra partida, como hacía Oddworld un par de décadas antes, narra la mayoría de la historia que nos quiere contar. En una metáfora de la sociedad de consumo, la distopía de Playdead se atreve a figurar a las personas como ovejas: controladas, orquestadas, con un movimiento incluso rítmico. De cuando en cuando tiene la osadía de obligarnos a controlar a nuestro protagonista, liberado, de esa manera orquestada y rítmica, para definir y mostrar lo artificial de la vida en el sometimiento.

Original en cada palmo

Es indiscutible que nos situamos ante un juego verdaderamente original. Su primera rareza emerge en la forma, ya que se desarrolla al completo en un larguísimo plano secuencia. De cabo a rabo de la partida no hay ni un sólo corte de plano. Esto aporta un dinamismo muy agradecido al progreso, e impone esa sensación de que nuestra fuga se está viviendo en tiempo real.

Su segunda rareza en la forma radica en la ausencia completa de diálogo. En un juego de plataformas y puzles esto no parece algo destacable, ni siquiera original, pero Inside es fundamentalmente una obra que nos quiere contar una historia. Así, a través de simbolismos, detalles y nuestra propia conducta jugando tenemos que interpretar esta historia. Y la palabra exacta debe ser interpretar.

inside_2.jpg Captura de pantalla

Está claro que en la mano del jugador queda la posibilidad de tapar ojos y oídos, y simplemente superar los obstáculos inmediatos que presenta el propio progreso del juego. También está claro que la parte más interesante de la obra de Playdead se pierde por ese camino. Pero, incluso en su propia mecánica de juego, pese a que a priori no resulta original, sí esconde algunas particularidades que muestran que se trata de una obra especialmente cuidada. Un vistazo superficial puede llevar a pensar en este título como una especie de “Limbo 2”, pero lo cierto es que estamos ante una producción mucho más ambiciosa. Aportar paleta de color implica diseñar escenarios mucho más complejos para un 2’5D. De pronto, lo que sucede en el fondo no sólo nos está contando la historia de Inside, sino que también impacta sobre nuestro progreso, ya que muchos de los eventos que se inician en capas profundas del escenario terminan afectando a nuestro propio camino.

Quiere contar jugando

Así, y reduciendo al máximo Inside, su genuina particularidad es que nos quiere contar jugando. Por eso resulta conveniente, en este caso, que el juego dure una tarde, ya que se trata de uno de esos que despierta la necesidad irrefrenable de volver a él de cuando en cuando. Es necesario completar varias veces Inside, porque, aunque el juego no cambia un ápice entre dos partidas consecutivas, la particular sutileza con la que expone su universo implica que en cada partida se descubra algo nuevo. Normalmente, algo más terrorífico que lo anterior.

inside.png Captura de pantalla

1997-2018 © MeriStation, All Rights Reserved

Webs de PRISA

cerrar ventana