Infernium (PS4)

PS4, NSW, PC

Imagen de Infernium (PS4)

Infernium, Análisis

Nota Meri 7,5 Bueno

Usuarios

Tu Nota Puntua!

Infernium es un juego con dos caras que, por tanto, se convierte en una producción difícil de valorar. La nueva obra de Carlos Coronado, quien ya nos dejó un buen sabor de boca con obras como Mind: Path to Thalamus, repite fórmula pero dándole un toque diferente a la producción para invitarnos a reflexionar sobre la propia existencia humana. En un mercado saturado de acción y espectáculo, Infernium apuesta por la calma, la tranquilidad y el resolver puzles a un ritmo sosegado. No oculta lo que es y presenta sus cartas desde un primer momento, nada más poner el pie en el universo del juego, pero eso es precisamente parte de su encanto. Pero vayamos por partes.

Estamos ante un nuevo título que se encuadraría dentro de ese ya subgénero de los walking simulators; es decir, juegos pausados que presentan una experiencia basada en explorar el entorno y hacer un viaje interior a partir de las situaciones que se presentan. Básicamente, nuestro deber será abrirnos paso a través del infierno, resolviendo puzles, eludiendo a los enemigos y, sobre todo, evitando morir demasiadas veces para evitar caer en el ostracismo del olvido. En cierto modo, es una fórmula parecida a la de clásicas aventuras gráficas de exploración como Myst, aunque con el añadido de la posibilidad de morir. Y en esta ocasión, como decimos, se nos invita a adentrarnos en un infierno que dista mucho de las preconcepciones habituales de dicho lugar.

Infernium (NSW) Captura de pantalla

La belleza es constante en todos los recovecos que podremos visitar. Empezaremos desplazándonos por islas que parecen carecer de toda interconexión entre ellas, y poco a poco iremos adentrándonos en diferentes entornos a cual más complejo. Y es ahí donde Infernium brilla con luz propia, puesto que nos propone una reflexión profunda sobre lo que significan tanto la vida como la muerte. Sin palabras, sin excesos y sin sobrexplicaciones, el juego nos presenta preguntas silentes que nos van haciendo plantearnos cosas. Dentro de su sencillez, la experiencia tiene algo de catártico que, de forma similar a Journey, Abzu y otros títulos del mismo corte, puede llegar a transmitirnos algo mucho más profundo de lo que pueda parecer a simple vista.

Toda la aventura se desarrolla en primera persona y tendremos pocas habilidades a nuestra disposición, siendo la más destacable un pequeño teletransporte limitado a corta distancia, lo cual deja que nuestro ingenio se convierta en el arma principal de la que tendremos que hacer uso en todo momento. Para empezar, para saber cómo avanzar y resolver los acertijos y laberintos que se nos plantean. Pero, sobre todo, para saber cómo eludir a todos los enemigos que nos intentarán eliminar de la existencia para siempre. La gran mayoría de los enemigos son invisibles de por sí, tales como perros a los que solo les veremos el collar o supuestas formas humanoides a las que solo le veremos la túnica que las cubren. Eso complica el eludirlos y nos obligará a no bajar la guardia en ningún momento. Basta que nos relajemos tras completar un puzle para que nos encontremos a uno de estos enemigos invisibles y, aparte de perder la vida, tengamos que volver a recorrer el camino hasta regresar a ese punto y volver a intentarlo.

Infernium (NSW) Captura de pantalla

Por desgracia, nada de todo esto se termina de explotar del todo. Vaya por delante que es un juego en el que es difícil entrar y que, por tanto, no es apto para todo tipo de jugadores. Obviamente, cada producción es diferente y cada género y cada título tienen un público determinado, pero más allá de la obviedad Infernium requiere que el jugador ponga mucho de su parte durante los primeros compases del juego. Tenemos un par de cuadros de tutorial que nos explican cosas básicas, pero la desconexión inicial con el universo del juego es demasiado elevada y se tarda mucho tiempo (y muchas muertes) en llegar a generar ese vínculo emocional que oculta en su núcleo. A esto hay que sumarle la ligera sensación de dejadez que transmite el título en algunos aspectos. Por ejemplo, esos escasísimos cuadros de texto que tiene el juego necesitan un testeo para pulir problemas de no caber el texto y similares, por no hablar de que muchas de las traducciones (el juego incluye un gran número de idiomas, incluidos gallego, catalán y vasco) parecen ser hechas con traducción automática y nos dejan textos incomprensibles que no cumplen su cometido de informarnos cómo se juega.

A nivel técnico, el juego cumple sin excesivos alardes. Es muy hermoso a nivel de diseños, pero muy básico en muchos otros aspectos. En cierto modo, esta percepción del juego está directamente relacionada con esa dificultad de entrada en el universo que se nos presenta, ya que se antoja demasiado básico y no resulta especialmente atractivo; sin embargo, esto se va paliando con el paso de las horas, a medida que abrazamos las reglas de este universo, cuando ya nos abstraemos en nuestro propio viaje interior y pasamos por alto las limitaciones técnicas de la producción. No obstante, es justo recordar que ha sido hecho por una sola persona y eso tiene un mérito importante que es justo reconocerle.

Infernium (NSW) Captura de pantalla

Análisis hecho con código de PS4 facilitado por la desarrolladora

Conclusión

Infernium es un juego difícil de valorar. Tiene abundantes carencias técnicas y la experiencia se hace repetitiva, además de aspectos descuidados como el de los textos. Sin embargo, si se le da el tiempo necesario, acaba siendo una experiencia bastante satisfactoria, aunque su presentación como survival horror en engañosa, ya que el juego no da miedo en ningún momento y toda su fortaleza radica en lo que sugiere. De forma silenciosa plantea temas muy interesantes que incitan al usuario a pensar y a plantearse todas las preconcepciones que pudiese tener sobre la vida y la propia muerte. Es un viaje que puede llegar a ser catártico, aunque se queda muy lejos de otros títulos como Journey, Abzu, Penumbra o incluso Mind, del mismo creador. No obstante, para ser un juego hecho por una sola persona, es impresionante y es digno de elogio que alguien haya sido capaz de crear un juego con un núcleo tan profundo.

Lo Mejor

  • Si te sumerges en la experiencia, tiene una profundidad importante
  • A nivel de diseño, nos deja detalles muy destacables
  • Al sugerir, más que mostrar, nos deja momentos memorables

Lo Peor

  • Las primeras horas de juego pueden ser muy duras
  • Descuida los pequeños detalles, como los textos y los menús
  • Puede pecar de repetitivo
7,5
Bueno

Cumple con las expectativas de lo que es un buen juego, tiene calidad y no presenta fallos graves, aunque le faltan elementos que podrían haberlo llevado a cotas más altas.

1997-2018 © MeriStation, All Rights Reserved

Webs de PRISA

cerrar ventana