Skip to main content
Publicidad

Nuestros Juegos de Navidad 2016

publicidad
feature
| 3DS PC PS4 PSV XBO - Opinión |

Un año más, preguntamos a nuestros responsables cuáles son los juegos con los que planean disfrutar de esta época de fiestas hogareñas.

Opinión

Las navidades son fechas con sólidos lazos con los videojuegos, tanto porque es el momento que muchos reciben alguna máquina por el tema de los regalos como por el hecho de que son fechas que suelen ser hogareñas. Sin duda son muchos los que tienen entre sus recuerdos largas horas delante de la pantalla en estas fechas, quizás incluso con su primera consola u ordenador, por lo que son fechas propicias para revivir la magia de este gran hobby nuestro. Con todo ello presente, como cada año hemos querido preguntar a los integrantes de Meristation cuáles son los títulos a los que tienen pensado dedicar su tiempo en estas fechas, y el porqué. Por supuesto, también os animamos a vosotros a compartir vuestros planes para compartirlos con el resto de usuarios y lectores. 

juegos-navidad_td-605x300.jpg TD

JoJo's Bizarre Adventure HD -Nacho Ortiz-

Con los JoJo's viviendo su momento más dulce cerrando el anime de Diamond is Unbreakable, estas navidades son la ocasión perfecta para recorrer de nuevo los eventos de mi arco favorito de la obra de Hiroiko Araki. JoJo's Bizarre Adventure: Heritage for the Future lleva los acontecimientos de Stardust Crusaders a uno de los mejores beat'em up que nunca ha visto una serie de animación japonesa. Todo ello por el buen saber hacer de Capcom en uno de sus mejoras placas, la CPS-III, y mejores momentos de su historia. Este arcade de lucha se lanzó también en PSX y Dreamcast, y terminó llegando a Xbox Live Arcade y PSN en una versión remasterizada desde DC retirada en 2014 del mercado cuando Capcom perdió los derechos de la IP en favor de Namco Bandai, lo cual le añade más valor si cabe a quienes lo compraron en su día. Así que afortunadamente, volveré a revivir el viaje a egipto de Jotaro, Advul, Polnareff, Joseph y Kayokin tras Dio en mi Xbox 360.

Windjammer -Salva Fernàndez-

Todavía recuerdo las partidas que hacía en un bar de mi ciudad a Windjammers, un juego que me enganchó de mala manera por esa jugabilidad tan sencilla a la par que adictiva. Dos jugadores, un disco, dos botones y puros reflejos. Lanzarse para cazar el disparo contrario, buscar una parábola imposible y reaccionar a vaselinas-globos inesperados. Es deporte de carácter arcade que da una gran satisfacción cuando se gana un partido, un rival de difícil entidad. Es la mejor manera de esperar que se convierta en realidad uno de los anuncios más sorprendentes de Playstation Experience: que el título llegará con online a Playstation 4. Así que toca encender mi Neo Geo CD, poner el disco Flying Disc japonés que estuve buscando durante meses al mejor precio posible y disfrutar de esas sensaciones de recreativa clásica, de diversión inmediata... Y de nostalgia que mantiene el tipo en pleno 2016. No en vano es uno de los grandes nombres de SNK en los noventa, y eso habla por sí solo.

Dragon Quest VII -Francisco Alberto Serrano-

Desde la época de Playstation he sentido atracción por ese juego problemático que llevó a Enix una generación completa poder completar. Para la productora, el salto a las 3D no fue nada fácil, amén de que esta séptima parte ideada por Horii fue concebido como un título absolutamente masivo para aprovechar la capacidad del CD. Es una gran aventura dotada de esa invencible naturaleza clásica a la que Dragon Quest nunca renuncia y un título de una calidad superlativa, aunque exigente por la inversión de tiempo que requiere. Lo cierto es que no esperaba para nada que el remake para 3DS fuese a salir de Japón por el enorme trabajo de traducción que requiere, así que su llegada es una alegría que merece mi dinero y mi tiempo. No espero poder completarlo en estas fechas, pero confío en adentrarme lo suficiente en este gran viaje como para poder completarlo en una fecha razonable en el 2017 -antes de que llegue Dragon Quest XI al menos-.

Perfect Dark -Franchuzas-

Aunque son eventos independientes, el tráiler de la secuela de Blade Runner y el alzamiento de DOOM como juego del año han provocado que me apeteciese volver al clásico de Rare. Este FPS de corte ciberpunk fue la evolución de GoldenEye hacia un terreno más experimental, libre de las ataduras que imponía James Bond al estudio británico. Aunque no se libró de los problemas de framerate y control que tanto abundaban en su época, Perfect Dark aún es de los shooters que más vale la pena revisitar gracias a su tino combinando tiroteos con objetivos más variados de los que solemos ver en pleno 2016. La habilidad con el gatillo es importante, pero no más que explorar niveles en busca de personajes con los que interactuar, equipamiento especial para usar, tecnología enemiga para desactivar y muchas otras sorpresas en un desarrollo que cada vez abraza con más fuerza ese aromilla de ciencia ficción neo-noir que lo sustenta. Cada fase es una experiencia diferente a nivel jugable y visual, y se ve acompañada por un selector de dificultad que no sólo altera los combates, sino que también añade nuevos objetivos y elementos. Si a esto sumamos la fenomenal banda sonora y la gran cantidad de contenido opcional (multijugador con bots, un edificio con minijuegos y lecturas complementarias para la trama) el resultado sólo puede se puede definir como uno de los mejores FPS con los que nos ha agraciado este mundillo.

Halo Wars -Joaquín Relaño-

Puede sonar facilón, ya que redacto las presentes líneas mientras descargo la remasterización para ponerme con el análisis de este clásico de la estrategia en tiempo real. Pero sí, Halo Wars será el título al que más horas echaré en estas fiestas. Es más, estoy seguro que incluso después de finiquitar el análisis, seguiré jugando unos cuantos días más. ¿Razones? Muchas, a saber: El RTS es uno de mis géneros favoritos; Halo Wars es el canto del cisne de uno de los mejores desarrolladores que han llegado a especializarse en el género (el llorado Ensemble Studios); Halo Wars es el perfecto (y único) ejemplo de que un RTS en consola no solo es posible, sino que puede estar a la altura de los mejores títulos vistos en compatibles; Halo Wars tiene espartanos, a puñados, y eso siempre es garantía dentro de la saga; Halo Wars es, dentro de la franquicia, tan apasionante y absorbente en monojugador como Halo Reach; Halo Wars es el título ideal para introducirse en el género sin caer en la simplicidad y tosquedad de un MOBA; Halo Wars es… En fin, que estoy contando ya los megas que quedan para comenzar a jugar a la remasterización en PC; así que, si me disculpáis…

The Witcher 3 -Sergi "Motenai" Blanch-

Con The Witcher 3 me ocurre lo mismo que con Morrowind, Skyrim o Dragon Age Inquisition. Sé que necesariamente voy a echarle tantas horas que eso va a aparcar el resto de mi ocio videojueguil hasta que termine con esta experiencia. Para bien o para mal es exactamente lo que acaba de suceder con Final Fantasy XV. Con Skyrim tuve una partida de muchas horas parada y cuando lo intenté retomar, cogí todo el mes de agosto y lo hice de principio a fin con (casi) todo lo que se podía hacer. La obra maestra de CD Project exige una dedicación similar, probablemente mayor; cuando expuse mis intenciones en Twitter se contestó con un "Nos vemos en 2018!", síntoma inequívoco de que The Witcher 3 ha calado mucho en el corazón de los jugadores. 2106 ha sido un año bastante fructífero en cuanto a la cosecha de buenos juegos y no he tenido el tiempo necesario para dedicarlo a este indudable GOTY del año pasado. Poco que decir que no se haya dicho ya: majestuoso, elegante, con una narrativa bien trabajada y unas misiones secundarias que han elevado el listón del género, impecable a nivel técnico y con una cantidad de contenido exageradamente por encima de la tónica habitual. TW3 es un juego atemporal que, por simple coyuntura, voy a disfrutar en su esplendor un año más tarde de lo previsto.

Legacy of Kain -Bon Jour-

La reciente caja de navidad de Square ha incluido dos juegos de la saga Legacy of Kain, lo que me recuerda que llevan tiempo en mi biblioteca de Steam sin haber sido jugados. Soul Reaver es el único que ya tuve el placer de completar en su día, y me parece que es el momento perfecto para rejugarlo y disfrutar también del resto de una saga que siempre ha reclamado mi atención. Aventuras, puzles entre dos dimensiones, combates contra vampiros y criaturas inhumanas… un juego con calidad y tamaño suficientes como para volver a él una y otra vez por más que pasen los años; un proyecto ambicioso en todas sus líneas, con un argumento y personajes inolvidables, y ese vasto escenario repleto de pruebas que superar con habilidad e ingenio. La historia de orgullo y venganza protagonizada por Raziel sigue siendo inolvidable para buena parte de los jugadores, que no pasan por alto su influencia en tantas otras obras, especialmente en lo referente al magnífico diseño de sus niveles y su mapa interconectado, así como al gran trabajo fusionando la genial banda sonora con la atmósfera del juego. Sin duda estas navidades son una grandiosa oportunidad de embarcarse en una aventura memorable.

Star Ocean: Integrity & Faithlessness -Tai Kamiya-

En las navidades de 2005 fue cuando conocí la saga “Star Ocean” gracias a que pude conseguir la tercera entrega de la saga que apareció en PS2 bajo el sobrenombre de “Till the End of Time”. A partir de ese momento la saga se convirtió en una de mis predilectas dentro del género JRPG, el cual a su vez es uno de mis favoritos dentro de la amplia variedad que hay en los videojuegos. Hasta la fecha poseo todas las entregas de la saga, aparte de la de PS2 están los remakes de PSP y la cuarta entrega en PS3, y por ello quiero dedicar estas navidades a la nueva entrega de esta serie una partida para ver que tal ha salido respecto de cómo lo han puesto las críticas. También sería un buen incentivo de cara a la salida de “Tales of Berseria” el mes que viene máxime sabiendo que ambas sagas son “hermanas”, por así decirlo, puesto que, como curiosidad, tras el término del desarrollo de “Tales of Phantasia” las desavenencias entre creativos y el distribuidor del juego, Namco, llevaron a buena parte del grupo de desarrolladores (el conocido Wolf Team) a marcharse y crear su propio estudio, Tri-Ace, el cual se asoció con Enix para sacar adelante la primera entrega de la saga del “océano estelar” que saldría en SNES en 1996.

Utawarerumono: Futari no Hakuoro -Neo Don Nadie-

Realmente nunca ha he sido de jugar juegos especiales por las fechas, pero creo que esta ves sera la primera ves en tantos años que tocara jugar algo que quedara grabado en mi memoria. Utawarerumono es una licencia de Aquaplus, una compañía que estimo bastante por sus obras (Tears To Tiara, Utawarerumono,etc) que sonara a muchos por un anime hace mas de 5 años y que ha sacado una segunda temporada este mismo, como si fuera gracia del destino me encuentro ya en el final de la segunda parte del segundo juego(Futari no Hakuoro) que únicamente se encuentra en Japonés. Una novela visual con toques de rol táctico que me ha hecho llorar y emocionarme estas semanas como pocos juegos hacen con un argumento que no me ha parado de sorprender en ningún momento acompañado por esa banda sonora donde Suara se ha dejado el alma en canciones que dramatizan de mejor manera los momentos del juego. Pero no solo ha sido la emoción de la hermosa historia que termina el arco que comenzó el primer juego hace un año si no que como, Aquaplus ha podido retarme con sus ingenioso sistema de combate que ya estaba presente en la anterior entrega basado en ataques de combos donde el timing es la clave tanto para atacar, como para defenderse dejando de lado lo que comúnmente vemos en juegos de rol tactitos. La historia de Haku y Kuon van a estar guardas en mi cada ves que me acuerde de estas fechas.

Nuclear Throne -Francisco García -

Vlambeer lanzó a finales de 2015 unas de las mejores maravillas arcade de los últimos años. Los creadores de Ridiculous Fishing o Luftrausers desarrollaron en directo (emitiendo el proceso de programación y diseño a través de Twitch) Nuclear Throne, un shooter-roguelike pensado al milímetro, ridículamente difícil y con un plantel de personajes y armas extensos y que hacen que cada partida sea totalmente distinta. El objetivo, sentarse en el trono que da nombre al juego, no es más que el principio, pues el reto se reinicia con los loops (aún más dificultad) y siempre hay algo más que desbloquear o puntuaciones de amigos que batir. Uno de los mejores "una partida más" que nos ha regalado el medio.

Dark Cloud -Sergio C. González-

Tengo cierta debilidad por Level-5. Akihiro Hino, uno de los grandes visionarios de la industria en la era actual del videojuego nipón, me cautivó desde mi infancia incluso antes de yo mismo saberlo. Cuando recibí mi PS2 lo hice con Dark Cloud, un JRPG diferente que a día de hoy sigo ver que haya sido superado completamente por el resto de miembros imprescindibles de este género. Tardé muchísimo en terminarlo en su momento, siempre moría. Me perdía a pesar de su linealidad y repetitividad; pero el factor del desgaste de las armas como determinante para que podamos continuar, la sed y demás elementos que iban más allá de los puntos de salud del protagonista, siguen siendo una experiencia que adoro retomar por estas fechas. Llevo tres años sin volver a Dark Cloud y este año quiero hacerlo, sentir esa agonía, ese vacío propio de un desierto silencioso y hierático. Pero sobre todo quiero recorrer de nuevo todos los rincones de Dark Cloud para intentar identificar cómo han aprendido de éste las nuevas obras que componen el elenco de éxitos de la firma de Fukuoka, pues en 2017 tendremos la vuelta de Ni No Kuni y no encuentro mejor aperitivo esta Navidad para amenizar un poco más esta larga espera.

Bot Vice -Carlos Forcada-

Las navidades nunca son para mí una buena época para embarcarme en juegos de muchas horas. Siempre busco algo rápido y sin complicaciones, una de estas propuestas de las que hoy no andamos faltos, a las que entregarnos unos minutos o en sesiones no muy largas. Por eso, el juego de mis navidades será uno que ha pasado casi de puntillas pese a la calidad que esconde. Bot Vice salió el pasado verano a Steam, pero una serie de desgraciados factores lo han condenado a un olvido casi total en el panorama indie. Además de la fecha de salida, su dificultad estaba mal implementada en las primeras versiones, que al parecer tonteaban con lo injugable. Hace poco, conscientes del problema, sus desarrolladores actualizaron la propuesta con una buena pila de niveles extra y un desafío recalibrado que nos presenta, por fin, un arcade muy cuidado al que se le puede hincar el diente. Bot Vice se basa en los viejos gallery Shooter del estilo de Cabal y Wild Guns. Por el camino añade varias ideas de su propia cosecha, como unas coberturas que le dan mucha vida. Su dificultad sigue siendo alta, pero es ya algo manejable, y su apartado visual es clavado al de juego para Super Nintendo o Game Boy Advance, con un apartado sonoro que transita por los mismos senderos. Se trata de un arcade de los de antes que dejará satisfecho a quien busque un buen desafío en un estilo más retro. También a quien, como yo estos días, busque un juego directo, pulido y… que se explique a sí mismo en cuestión de segundos.

Secret of Evermore -Luis García Navarro-

Illusion of Time me abrió las puertas al JRPG en general, cambiándome la vida para siempre. Me cayó de regalo de reyes un 1995 y al año siguiente Nintendo anunció para su campaña navideña otro juego en caja de cartón gigante, totalmente localizado y con guía del juego incluida: Secret of Evermore. Pero esas navidades no tuve tanta suerte, los reyes racanearon conmigo. Han tenido que pasar muchos años para sacarme aquella espinita. Ya he reventado mi hucha del cerdito, me he pasado por Ebay para conseguir mi copia PAL española y estoy listo para descubrir el único juego que desarrolló la filial americana de Squaresoft, con tintes de Mother (Earthbound) y Chrono Trigger en lo que a priori parace una fusión perfecta de ambos. Las críticas fueron inmejorables en su día y su valor histórico es inapelable, por lo que no me cuesta en absoluto dejar de lado los últimos lanzamientos para vivir unas navidades de un 96 alternativo.

Fahrenheit -Stakado-

Corría el año 2005 cuando salió al mercado Fahrenheit, un juego del para aquel entonces, al menos para este servidor, desconocido David Cage. Tras ver algún trailer lo tenía claro, ese juego debía ser mío. Los primeros compases del juego no solo eran esperanzadores, eran maravillosos. Una investigación policial desde el punto de vista de la policía y del asesino, alternando el control entre personajes, una narrativa muy novedosa, una BSO buenisima, tintes sobrenaturales, asesinatos rituales, flashbacks… Estaba maravillado, nunca había jugado nada igual. Lástima que tras la primera mitad del juego, este girara de un thriller sobrenatural a una historia de accion fantastica, y luego de nuevo, a una de acción fantástica de ciencia ficción. Pero incluso con estos giros, y una ambientación y guión que iban a peor, el juego se hizo un hueco en mi corazoncito de jugón, y ya son varias las veces que lo he rejugado. Además de haber sido publicado en varias plataformas, ha sido recientemente remasterizado, una ocasión perfecta para iniciarse en la obra de David Cage. Un clásico moderno que recomiendo jugar a todo aquel al que le guste la nueva ola de juegos más narrativos.

Wii Sport -David. G.-

Diez años hace ya que apareció como caído de la nada para tomar los hogares casi por asalto, atrayendo a un público que en muchos casos nunca se había interesado por los videojuegos y que, desgraciadamente en muchos casos, no lo volvió a hacer. Y es por eso por la que estas navidades volveré, un año más, y una década después, a agitar mis brazos hasta que me salgan agujetas en Wii Sports: porque es el único juego con el que puedo viciarme con mis padres. La razón es simple, este juego es por lo que aún tienen una Wii conectada a la tele, con su disco eternamente dentro del lector. Sí, lo reconozco, mis padres son de esa gente a la que los ordenadores nunca llegaron a cautivar, que nunca se interesaron por los videojuegos, pero que quedaron prendados de la Wii y hoy manejan what’s app como si fuera puro instinto. No es que no haya intentado mostrarles otras opciones, en el pasado les he intentado convencer, infructuosamente, de las bondades de otros juegos, pero ellos permanecen fieles a su tenis y sus bolos, así pasen los años, mejoren los gráficos y cambien las tendencias. Sé que no es el juego mejor recordado, probablemente no el más divertido, pero por haber sido capaz de convertir en videojugadores (aunque desgraciadamente en muchos casos solo fuera para este título) a tantas personas que hasta ese momento solo miraron este mundillo desde la barrera, porque sus década entre nosotros bien merece un recuerdo, y porque mis padres tampoco me dejan mucha alternativa, mi juego estas navidades me permitirá irme a la cama con los brazos cansado y un buen recuerdo de haber compartido un rato de juego con mis padres. 

Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad

Más en la web

Publicidad